España crece con piloto automático


bandera_españaLa sostenida expansión económica de España desafía la preocupación de que un estancamiento político —ahora en su noveno mes de duración y sin final a la vista— podría empañar uno de los puntos económicos sólidos de Europa.

Sin embargo, los pilares que han sostenido la recuperación de España de la recesión muestran signos de tensión, y los economistas prevén que el crecimiento se desacelere en 2017, en parte debido a que la incertidumbre política está poniendo freno a algunos tipos de inversión.

La economía creció 0,8% en el segundo trimestre impulsada por el consumo y las exportaciones, anunció el jueves la oficina de estadísticas del país. El alza está en línea con el crecimiento del primer trimestre y excede el 0,7% que la misma agencia había pronosticado en julio.

La cuarta mayor economía de la zona euro está en camino de expandirse 3% este año, superando las proyecciones del Fondo Monetario Internacional para Francia, Alemania y Estados Unidos.

España no ha tenido un gobierno con mayoría parlamentaria desde diciembre. Las dudas sobre quién formará el próximo gobierno han persistido desde que el parlamento elegido ese mes no logró una mayoría para definir el nombre de un primer ministro y se disolvió. El nuevo parlamento, elegido en junio, se halla también en punto muerto entre los cuatro partidos principales, ninguno de los cuales está cerca de alcanzar una mayoría.

Mariano Rajoy, el líder conservador elegido durante la recesión de 2011 y que ha estado al frente de tres años de recuperación, permanece como presidente del gobierno interino, pero no tiene capacidad alguna de tomar iniciativas legislativas o de gastar en nuevos proyectos. Se espera que la próxima semana el parlamento rechace su candidatura para un segundo mandato al frente de un gobierno minoritario, creando así la posibilidad de una nueva elección general.

A pesar de la incertidumbre, los españoles están gastando más que el año pasado, alentados por el crecimiento del empleo y los salarios. La caída global de los precios del petróleo ha dejado a los consumidores con un poco de dinero extra en el bolsillo. Las tasas de interés negativas han reducido el costo mensual de las hipotecas de muchos deudores en un país en donde la mayoría de los préstamos para la vivienda son a tasa variable, o sea que fluctúan con los cambios en las tasas de referencia.

Los rendimientos de los bonos del gobierno se han reducido a menos del 1% porque los inversionistas siguen siendo optimistas acerca de la economía española y porque el Banco Central Europeo sigue comprando deuda soberana para tratar de impulsar el crecimiento y elevar la inflación en la región.

El presupuesto aprobado transitoriamente por las cortes para 2016 simplemente congeló el gasto del gobierno en el nivel que tenía antes de las elecciones de diciembre pasado.

“Desde el punto de vista fiscal, España está en piloto automático”, dijo Daniele Antonucci, economista de Morgan Stanley.

En 2017, sin embargo, el gobierno debe recortar el gasto para cumplir los objetivos de déficit fiscal de la Unión Europea. Una vez que un nuevo gobierno esté en funciones, “España se va a apretar el cinturón”, dijo Antonucci. “El signo de interrogación es en qué grado, y eso también depende de la situación política”.

Los recortes presupuestarios podrían desacelerar la economía en 2017, dijo Ignacio de la Torre, economista jefe de Arcano Group, un banco de inversión de Madrid. Otras tendencias que él espera para el próximo año —precios del petróleo más altos, un crecimiento más lento del empleo y disminución de las exportaciones a Gran Bretaña, cuya moneda se ha debilitado desde su decisión de abandonar la Unión Europea— actuarían en el mismo sentido.

“Hemos tenido una serie de vientos de cola este año que no vamos a tener el próximo año”, dijo De La Torre.

El estancamiento político ha comenzado a tener un impacto en la economía. Esta sigue andando, dicen los economistas, pero podría crecer aún más rápido con un nuevo gobierno instalado.

Miguel Cardoso, economista jefe para España de Banco Bilbao Vizcaya Argentaria S.A. , estima que, si no fuera por la incertidumbre política, la economía probablemente se expandiría 3,5% en 2016. Algunas personas y empresas están reduciendo sus compras y postergando o cancelando inversiones previstas, advirtió Cardoso.

BBVA proyecta que la economía de España crezca 3,1% este año, pero la acumulación de planes de inversión paralizados o desactivados hará más difícil el próximo año, dijo Cardoso. El banco prevé un crecimiento del 2,3% en 2017.

Antonio del Olmo, presidente de una empresa que diseña e instala cocinas, manifestó que la incertidumbre política está perjudicando su negocio, The Singular Kitchen. Los españoles, aseveró, se resisten a gastar alrededor de 20.000 euros (US$22.500) para remodelar sus cocinas cuando no saben si un nuevo gobierno subirá los impuestos.

“Una gran cantidad de personas está esperando para renovar su casa” hasta que vean “medidas y reglas de juego que den certeza”, dijo Del Olmo, que opera desde Valladolid.

Hay señales más amplias de un retroceso de la inversión.

El Ministerio de Obras Públicas y las empresas estatales que supervisa gastaron 19,8% menos en nuevos contratos en los primeros seis meses del año frente al mismo período de 2015.

Fabricantes españoles divulgaron en julio la primera reducción mensual en los nuevos pedidos de clientes en casi tres años, según una encuesta de gerentes de compras en empresas manufactureras compilada por la firma IHS Markit. “Si los nuevos pedidos caen, [eso] hace que sea muy difícil aumentar la producción o aumentar el personal”, dijo Andrew Harker, economista de IHS Markit. Agregó que el crecimiento de nuevas órdenes ha perdido fuerza desde febrero, en parte porque las empresas son renuentes a realizar inversiones en un clima de incertidumbre.

La industria de servicios de España, impulsada por un auge en el turismo con visitantes que eligen a este país sobre otros destinos mediterráneos afectados por los ataques terroristas recientes, está demostrando ser más resistente. La contratación y la actividad en hoteles y restaurantes fueron robustas en julio, indicó la encuesta de IHS Markit.

Un récord de seis millones de extranjeros se hospedó en hoteles españoles en julio, informó la agencia de estadísticas del país. La cifra correspondiente a los primeros siete meses del año es de 28,3 millones, un alza del 11% respecto de 2015. Los hoteles en Tenerife, en las Islas Canarias, están “completamente llenos”, dijo Maky González, director de la agencia de viajes Atlántico Excursiones. “La ocupación no puede ser más alta”.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Noticias y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s