ESTA SEMANA EN WALL STREET


En los últimos compases del mes de julio y con las miras puestas ya en agosto, la continua oleada de resultados en Estados Unidos así como los bancos centrales cobran protagonismo esta semana, que tendrá como colofón el dato de empleo. Todo ello en un momento en que el S&P 500 acumula una subida de más del 3,7% en el último mes sacudiéndose los temores de una guerra comercial y buscando excusas para mantener el tipo.

Quizás una de las jornadas más significativas será el martes. En dicha jornada, no sólo Jerome Powell y el resto de miembros del FOMC arrancarán su reunión de dos días sobre política monetaria sino que Apple presentará sus resultados una vez cierre el mercado. Tradicionalmente el trimestre a reportar suele ser uno de los más aburridos para la compañía de Cupertino pero las miras estarán puestas en las proyecciones de cara al ejercicio en curso y la posibilidad de que la compañía presente nuevos modelos de iPhone este otoño.

Pero Apple no estará sola. Durante la semana Tesla también presentará sus cuentas, en un momento en que el flujo de caja de la compañía de Elon Musk preocupa tanto como el comportamiento errático de su consejero delegado. También rendirán cuentas Wynn Resorts, Kellogg, CBS (con el escándalo de Moonves en pleno apogeo), Ralph Lauren, P&G y Pfizer, entre otras.

Pero hablábamos de Powell y la Fed. El miércoles se dará a conocer el comunicado (en esta ocasión no habrá conferencia de prensa ni proyecciones económicas) donde no se espera que el Comité Federal de Mercados Abiertos (el órgano que dicta la política monetaria del país) anuncie cambios, dejando el precio del diner en un rango del 1,75% y el 2%. Mientras el mercado ya asume que sí moverá ficha en septiembre y en diciembre, las miras estarán puestas en cualquier nueva referencia que pueda hacerse al efecto que los aranceles impuestos por la administración Trump podrían tener sobre la inflación y el sentimiento de las empresas.

Un día después de la Fed, toma el testigo el Banco de Inglaterra, donde Mark Carney enfrenta una tarea algo más complicada. Está previsto que se implemente una subida de tipos de 25 puntos básicos. Sin embargo, la reciente debilidad en la inflación todavía deja la puerta abierta a que los funcionarios del banco central opten por no elevar los tipos hasta el 0,75%. Esta semana también conoceremos decisiones de los bancos centrales de Japón, México y Brasil.

El otro punto de mira de esta semana está puesto en la jornada del viernes. El dato de empleo del mes que estamos a punto de cerrar seguirá marcando la tendencia que hemos visto durante los últimos meses. Si en junio se crearon 213.000 empleos, en julio el consenso busca una cifra de 195.000 como punto de referencia. El paro podría volver a caer hasta el 3,9% y por su parte, el punto clave serán los salarios, que se espera hayan experimentado un repunte del 0,3%.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Noticias. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.