UN G-20 SIN SORPRESAS, Y POSITIVO


Ha terminado el G-20 de Osaka, celebrado esta pasada semana, sin ciertamente sorpresa alguna. La Administración Trump está cada vez más aislada internacionalmente. Trump podrá vender en su “reality show” lo que quiera pero los hechos son contundentes. La mayor parte de los países con mas peso en el mundo están decididos a hacer del problema del cambio climático una prioridad, y también a favor de un mundo cada vez mas abierto e intercomunicado, tanto en lo comercial como en lo tecnológico. Algo que obviamente también apoya y secunda el mundo corporativo mas exitoso y con futuro en Wall Street.

Nadie duda que ambos objetivos son prioritarios, aunque los obstáculos para alcanzar lo que seria ideal en cada uno de esos dos temas, sean también abundantes. Pero en el comunicado final todos los países, -salvo Estados Unidos-, han suscrito el seguir apoyando lo firmado en la cumbre climática de Paris y el comunicado repite de forma insistente la importancia de promover las fronteras cada vez mas abiertas, a pesar del “discurso Trump”. Objetivos, que por otro lado como digo, secundan los Estados mas pujantes de Estados Unidos y su más exitoso mundo corporativo. Por lo que al final del día, tampoco desde este país se pierde el paso.

Ninguna sorpresa en el tema guerras comerciales. A la vista está que la Administración Trump ha tenido que recular y meterse el rabo entre las piernas, -como la mayor parte de Wall Street esperaba-. No se impondrán “de momento”, los aranceles adicionales con los que lleva bravuconeando Trump los últimos meses, y lo mas sorprendente para algunos, -no para mí, como saben quienes me siguen-, se recula incluso en el tema de las sanciones y prohibiciones a Huawei. El “perro ladrador Trump, continua cada vez menos mordedor”.

Xi Jinping ha vuelto a apuntarse un nuevo tanto. Pero insisto, lo esperado. Ahora entraremos en una fase de retome de conversaciones mas o menos dilatado, y al final cierre de un acuerdo que cambiara poco o nada el status actual. Vamos la repetición de la historia NAFTA. Aunque no lo duden la presentación en el reality Trump se hará como el mejor de los acuerdos nunca firmados con China.

Pero show a parte, lo que preocupaba a Wall Street era que se activasen los aranceles nuevos, y que se interrumpiese la relación con Huawei, y ambos temas han sido desactivados por ahora. Los mercados lo agradecerán los próximos días.

Y finalmente un tema con bastante más calado del que inicialmente puede suponerse: el del acuerdo Mercosur-Union Europea. Aquí un hecho contante y sonante de esa globalización imparable que les decía que triunfa y triunfara.

Algo que conviene tener muy claro. Porque al reality de Trump le quedan cada día menos capítulos, y lo que viene después no tiene nada que ver con ese show. Así que como digo, el G-20 que Wall Street deseaba y esperaba, sin sorpresas, y con temas, -como el de Mercosur-UE-, decididamente positivo

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Noticias. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.